¿Qué es el bienestar animal y por qué es importante?

El bienestar animal es una postura que defiende que es moralmente aceptable que los humanos dispongan de los animales como método de alimentación, vestimenta, entretenimiento y experimentación animal, siempre que sea absolutamente necesario y se priorice el bienestar de dichos animales, respetando sus derechos fundamentales y evitando el sufrimiento innecesario.

Este punto de vista ético y moral recoge cinco pilares fundamentales, conocidos como las cinco libertades de los animales:

  • Estar libres de hambre y sed (ser debidamente alimentados por las personas a su cargo)
  • Estar libres de incomodidad (aportándoles cobijo y un lugar apropiado para su descanso)
  • Estar libres de dolor, enfermedad y lesiones (prestándoles asistencia veterinaria cuando sea necesario para minimizar su sufrimiento)
  • Ser libres para expresar un comportamiento normal (proporcionándoles un entorno adecuado con espacio suficiente, así como el aporte de compañía de otros individuos de la misma especie, si es posible)
  • Estar libres de miedo y angustia (asegurando un trato y unas condiciones que eviten el padecimiento tanto físico como mental)

Estos principios cuentan con numerosas diferencias regionales y culturales. Por ejemplo, algunas naciones reconocen el derecho de los animales a no padecer, incluso si esto conlleva su propia mugolden-retriever-750592_960_720erte para evitar una agonía prolongada.

Proteger el bienestar de los animales – un movimiento conocido como bienestarismo, el cual se base en la concepción demostrada científicamente de que los animales pueden padecer física y mentalmente, igual que los humanos.

El bienestarismo, sin embargo, no se halla libre de controversia, pues es criticado por aquellos que creen firmemente (especialmente en áreas rurales) que los animales no sienten de la misma forma que los humanos, o no sienten en absoluto, por lo que no son merecedores de estas consideraciones. Los defensores de los derechos animales, por otra parte, critican el bienestarismo por considerarlo insuficiente, pues parten de la idea que todos los animales nacen con el mismo derecho a la existencia, incluidos los humanos.